¿Cómo Sobrellevar El Duelo En Navidad y Las Fiestas De Diciembre?

¿Cómo Sobrellevar El Duelo En Navidad y Las Fiestas De Diciembre?

Saber cómo sobrellevar el duelo en navidad y en las fiestas de diciembre no es tarea fácil. El duelo por la pérdida de un ser querido es algo difícil en cualquier momento. Sin embargo, el mes de diciembre suele ser especialmente complicado por las festividades navideñas y las tradiciones arraigadas a esta época del año. Precisamente son éstos contextos de reuniones familiares y fiestas las que pueden abrir heridas complejas de sobrellevar.

Por este motivo, hemos considerado oportuno abordar este tema desde un prisma más positivo: diciembre y las navidades pueden ser una oportunidad perfecta para compartir con amigos y familia momentos felices que construyan nuevos recuerdos.

Éstas son algunas de las recomendaciones prácticas para saber cómo sobrellevar el duelo en navidad

1. Identificar y aceptar cómo nos sentimos es un paso importante

Claramente, cada persona gestiona el duelo a su modo. Esta afirmación parece sencilla pero es importante tenerla clara, dado que el abanico de sentimientos puede ser amplísimo: estar desganado y triste por las fechas, sentir apatía por la situación, no tener ganas de celebrar las navidades, querer evitar los sentimientos de tristeza, llorar constantemente… Sea como sea, lo importante es reconocer cómo nos sentimos y aceptar estos sentimientos. Diciembre es un mes que puede ser doloroso por ser un recordatorio de que alguien ya no está con nosotros. Estas emociones irregulares e intensas son provocadas por los recuerdos en los que dicha persona especial sí estaba, por ello, es importante ser paciente con las emociones y tomarse un tiempo para aceptar que efectivamente, las fiestas navideñas no volverán a ser como antes.

Aceptar esto ayudará a manejar las expectativas. Existen varias herramientas y acciones que pueden ayudar en este proceso, como planificar actividades nuevas, especialmente el primer año luego de la pérdida. Otra recomendación es barajar la posibilidad de reunirse en un sitio distinto para las comidas y cenas en familia, e incluso cambiar el menú y atreverse con algo diferente. Otras actividades como el voluntariado, ir a casa de amigos, ir al teatro o viajar pueden ser otras alternativas.

2. Recurrir a familiares y amigos cercanos que sean un espacio seguro

Si el ambiente familiar es complicado y no es un espacio de seguridad y comfort para ti, es importante acudir a personas que sí lo sean para poder hablar de tus sentimientos y emociones si así lo necesitas. Ser sincero sobre tus necesidades éste año es imprescindible para que sepan cómo poder ayudarte y puedas sentirte apoyado.

Por supuesto, el apoyo profesional de un psicólogo o un terapeuta es importantísimo y una opción a tener en cuenta.

En ocasiones, la expectativa es peor que las fiestas como tal. Puedes organizar actividades reconfortantes en las semanas previas, para acumular alguna expectativa favorable en vez de acumular angustia por el dolor que podrían generar los festejos. Podría ser más fácil con actividades nuevas, pero las tradiciones familiares también podrían ser adecuados. Rodearse de positivismo sano puede ayudar mucho.

3. Buscar nuevas tradiciones, otra de las herramientas para saber cómo sobrellevar el duelo en navidad

Afrontar las navidades puede ser algo abrumador y doloroso.

Si el simple hecho de pensarlo te resulta extremadamente difícil, puedes posponer ciertos compromisos sociales. Un claro ejemplo es que podrías optar por minimizar la decoración de tu casa y tomarte un respiro en ciertas obligaciones de fin de año como, por ejemplo, enviar tarjetas o las reuniones más difíciles que no suponen un espacio de bienestar.

A su vez, puedes buscar actividades (como las que hemos mencionado anteriormente) para estas navidades. Si ésta es tu alternativa, es recomendable hablar con tus familiares y amigos sobre estos nuevos hábitos y tradiciones que se desean realizar.

Recuerda, la comunicación es importantísima para que sepan cómo te sientes y para que sepan cuál es la mejor forma de apoyarte, no lo des por hecho.

De esta forma, no te sentirás obligado y presionado a participar en actividades o rituales para los que aún no te sientas preparado.

4. Reconocer a quienes han fallecido

Si se está atravesando por una etapa de duelo por la pérdida de alguien muy cercano, puede ayudar emocionalmente el llevarle adelante un ritual navideño en memoria del fallecido.

Algunas cosas que pueden hacerse son: encender velas, hablar de la persona, comprar juguetes o libros para donarles a los niños en su nombre, plantar un árbol, preparar una tarjeta o escribir una carta, mostrar fotos o poner algún objeto de su propiedad entre la decoración navideña.

Resumen y conclusiones principales

La navidad y el año nuevo son fechas señaladas que tradicionalmente reúne a amigos y familia con alegría y entusiasmo. Sin embargo, para quienes han sufrido la pérdida reciente de un ser querido, son momentos muy complicados que conllevan a la tristeza y estrés adicional.

No hay una forma correcta o incorrecta de celebrar las fiestas navideñas después de perder a un ser querido.

Sin embargo, esconder o evitar los sentimientos que nos generan estas situaciones no es recomendable. No se trata de vivir estos momentos tan significativos como si nada hubiera pasado, hay que permitirse sentir y llorar si así se desea. En este período, es importante encontrar el apoyo de tus seres queridos y tomarse las cosas con tranquilidad, planificando lo que se quiere hacer durante estas festividades sin ponerte ninguna exigencia o expectativa.

Si necesitas más consejos como éste, te invitamos a visitar nuestro blog lleno de artículos tan útiles e interesantes como éste. ¡Felices fiestas!


El Origen de Halloween

El Origen de Halloween: ¿Conoces Su Historia?

El origen de Halloween y sus inicios están ligados a la celebración del día de Todos los Santos, pero sus raíces se remontan en festividades celtas como el Samhain, que celebraba el fin de la cosecha, el recuerdo de los familiares difuntos y el mundo de los espíritus, o al Mundus Patet, en Roma. En este artículo queremos explicar de dónde viene esta festividad siempre tan relacionada con la muerte.

Actualmente, cuando pensamos en Halloween, nos vienen a la cabeza los colores negro, naranja y morado, calabazas, murciélagos, vampiros, brujas, esqueletos… y el famoso «truco o trato». Gracias a la industria de masas norteamericana y todos los productos de entretenimiento (películas, series, animaciones, publicidad…) y los productos relacionados con la temática, tenemos un visionario y concepto de la festividad muy claros; y se ha convertido en una celebración cada vez más internacional. Halloween mezcla el recuerdo a los difuntos y el consumo de frutos de otoño (como la mítica calabaza), típicos de las celebraciones de estas épocas, con otras prácticas “modernas” como los disfraces y la veneración por monstruos como Drácula o Frankenstein, que el cine han acabado convirtiendo en un fenómeno global.

La palabra procede de la expresión “All Hallow Eve” (víspera de Todos los Santos) y su origen está muy relacionado con esta tradición cristiana, pero también con creencias paganas celtas y romanas que celebraban el fin de la cosecha y el recuerdo de los familiares difuntos: el samhain y el mundus patet.

"Samhain", la milenaria fiesta celta, es uno de los orígenes de Halloween

El equinoccio de otoño históricamente siempre ha supuesto un cambio decisivo en el hemisferio norte: en el progresivo paso del verano al otoño, comienza un cambio climático evidente en temperaturas y vientos y la naturaliza brinda sus últimos frutos y alimentos antes de sumirse en la oscuridad y frío del invierno-otoño. Un proceso estacional natural por todos conocido.

Este proceso se reflejaba en el mundo celta en el samhain, una festividad de origen druídico celebrada entre el crepúsculo del 31 de octubre y el del 1 de noviembre y que señalaba el inicio del invierno y el año nuevo. Durante este período, los celtas aplazaban su trabajo cotidiano y «las leyes de la naturaleza quedaban en suspenso»; los humanos podían visitar el mundo de los muertos y los difuntos podían recorrer la tierra, los demonios se manifestaban y las hadas revoloteaban. En el umbral de las casas depositaban viandas para ofrecerlas a los malos espíritus, de ahí podría proceder el “truco o trato” de Halloween, la costumbre infantil de recorrer los hogares pidiendo dulces.

El Origen de Halloween Samhain

Neopagano celebrando el Samhain - Wikipedia

El Origen de Halloween Mundus Cereris

Los diversos autores romanos ofrecen indicaciones contradictorias sobre la ubicación del Mundus Cereris, pero por sus características se suele identificar como el edificio de ladrillo también conocido como "Umbilicus urbis" (el ombligo de la ciudad), situado en el foro romano.

"Mundus Patet", el día de difuntos romano, es otro de los orígenes de Halloween

La expresión mundus patet significa “mundo abierto” y se refiere al Mundus Cereris, una de las construcciones más antiguas de Roma, que marcaba el centro exacto de la ciudad y el punto de conexión entre el mundo de los vivos y el de los muertos, por lo que su entrada permanecía sellada y solo se abría en tres ocasiones al año: el 24 de agosto, el 5 de octubre y el 8 de noviembre, cuando las almas difuntas volvían a la tierra.

En el mundo de ultratumba romano existían espíritus malvados que guardan razonables parecidos con el imaginario desarrollado en Halloween. Las fuentes escritas hablan por ejemplo de los larvae, espíritus “que se alimentan de la vida de los mortales” y los maniaeseres que tenían el aspecto de “horribles esqueletos que encienden la locura en los vivos”.

El día de todos los santos

La fiesta de Todos los Santos tiene su origen en la creencia de la Iglesia primitiva que los mártires merecían un día en que se recordara su sacrificio, lo que llevó al papa Bonifacio IV a establecer en el siglo VII un día para la conmemoración de todos los mártires del cristianismo el 13 de mayo. Un siglo más tarde, el papa Gregorio III extendió esta celebración a todos los Santos de la Iglesia católica y la trasladó a su fecha actual, el 1 de noviembre.

El cambio de la fecha no fue algo casual. Parece evidente que la elección de trasladar la festividad al 1 de noviembre estaría relacionada con el intento de suplantar las fiestas paganas de los difuntos anteriormente mencionadas: el samhain celta o el mundus patet romano, en cuyos territorios la Iglesia se había extendido adaptando sus ritos a las creencias anteriores. Así, alrededor del 1 de noviembre aparecieron otras celebraciones, como Halloween, la víspera, o el día de difuntos, al día siguiente, que acabaron fusionándose con la celebración original.

El origen de Halloween: la víspera de todos los santos

En la Inglaterra medieval la palabra hallow, que en la actualidad designa a algo sagrado, se usaba como sinónimo de saint (santo) y la festividad era conocida como All Hallows. La víspera de ese día se convirtió en una celebración por sí misma, All Hallows Eve, que a finales de la Edad Media se habían fusionado con el día sagrado. Una vez que dejó de tener una connotación religiosa, Halloween recuperó aspectos de sus orígenes paganos del culto a los espíritus de ultratumba y los difuntos y de celebración del fin de la cosecha y la preparación para el duro invierno.

Pese a la creencia popular, la festividad pasó de Europa a América del norte, y no al revés. La «nueva sociedad» norteamericana, formada por comunidades fuertemente tradicionales y agrarias, desarrolló sus propias tradiciones y festivales, como el Día de Acción de Gracias, muy ligados a la cosecha y que incorporaban elementos que actualmente relacionamos con Halloween. La inmigración masiva a partir del siglo XIX, sobre todo irlandesa, llevó consigo sus costumbres de Halloween y en el siglo XX, la fiesta se convirtió en una de las principales de los Estados Unidos, especialmente entre los niños.

De esta manera, Halloween ha llegado hasta nuestros días como la fiesta de las calabazas, fruto típico de otoño, el truco o trato o los gatos negros y las brujas, seres terroríficos y de mal augurio que por una noche pierden su halo terrorífico para convertirse en parte de divertidas fiestas por todo el mundo.

El Origen de Halloween

Fuentes: National Geographic y Wikipedia


El Significado, La Historia y el Origen del Ataúd

El Significado, La Historia y el Origen del Ataúd

El ataúd es mucho más que “una caja de madera” por su significado y su uso. 

Pero, ¿alguna vez te has preguntado por qué se entierran en ellos a las personas? ¿Sabes de dónde viene esta costumbre?

Desde que se conocen los primeros indicios de civilizaciones, costumbres y rituales de la raza humana, el hombre siempre ha buscado la forma de preservar el cuerpo de las personas fallecidas en el mejor estado posible (por el apego y el valor significativo, por creencias y religión…). Desde hace miles de año se ha intentado cuidar al fallecido o fallecida de los elementos y curso natural de los ciclos manteniéndolo en condiciones óptimas para ralentizar este proceso.

El Significado, La Historia y el Origen del Ataúd

El origen del ataúd

En cuanto al origen de la palabra ataúd, es una palabra de origen árabe, التبوت , at-tābūt que significa caja o tumba. En cambio, los judíos españoles lo llamaban tabut.

Pese a que hoy en día existen modelos compactos y modernos de todo tipo de materiales, esta práctica viene, como comentábamos, de hace muchísimo tiempo. Ejemplo de ello es que en Egipto empezaron a utilizar sarcófagos hace ya más de 4.500 años porque se creía que así el difunto tendría vida eterna.

Los enterramientos egipcios se hacían introduciendo al difunto en enormes ataúdes de piedra pulida cubierta de jeroglíficos que contaban la vida y las hazañas del difunto, una especie de “resumen” y “homenaje” para ensalzar su figura de cara a la muerte.

En el Museo de Arqueología de Copenhague se conserva un ataúd primitivo de la Edad de Bronce, hecho con el tronco de un árbol que se ahuecaba para albergar el cadáver, esta fue la forma más común de inhumación entre las clases populares hasta el siglo XVII, cuando se universalizó el uso del ataúd en Europa. 

Los ciudadanos de la antigua Grecia, la sociedad judía e incluso los celtas tuvieron sus propias versiones del ataúd. Éstos últimos, por ejemplo, aproximadamente en el año 700 A.C, fabricaban cajas de piedras planas para enterrar los cuerpos.

El Significado, La Historia y el Origen del Ataúd - Ataúd de tronco

El ataúd de La chica de Egtved.

El Significado, La Historia y el Origen del Ataúd - Ataúd de tronco

El ataúd de La chica de Egtved.

En el Museo de Arqueología de Copenhague se conserva un ataúd primitivo de la Edad de Bronce, hecho con el tronco de un árbol que se ahuecaba para albergar el cadáver, esta fue la forma más común de inhumación entre las clases populares hasta el siglo XVII, cuando se universalizó el uso del ataúd en Europa. 

Los ciudadanos de la antigua Grecia, la sociedad judía e incluso los celtas tuvieron sus propias versiones del ataúd. Éstos últimos, por ejemplo, aproximadamente en el año 700 A.C, fabricaban cajas de piedras planas para enterrar los cuerpos.

Hay que tener en cuenta que los siglos anteriores sólo las clases adineradas y/o de la nobleza podían permitirse ser enterrados en ataúdes. Y esto ocurría prácticamente en todas las culturas y sociedades. 

No fue hasta la revolución industrial a finales del XX donde los ataúdes, tal y como los conocemos hoy en día, estuvieron al alcance de la mayoría, debido al abaratamiento de los costes y la diversidad de modelos, materiales y precios.

Actualmente, los ataúdes no distan mucho de los de entonces. Pueden ser de diferentes materiales, siendo la madera el más habitual, pese a que pueda haber variaciones en cuanto a calidad, barnizado… o en el acolchado de su interior o detalles y grabados tanto en su interior como en el exterior.

Sin importar la nación, idioma, creencias o religión, el ataúd ha sido a lo largo de los siglos un elemento icónico e imprescindible relacionado con la muerte y con el luto. Al fin y al cabo, éstos se conciben con la idea de proteger el cuerpo del entorno inmediato, que sus restos no se dispersen, o como una forma de demostrar consideración y respeto al difunto.

Fuentes: WikiWand y Funeza


Qué Trámites Hay Que Realizar Tras El Fallecimiento De Un Allegado

Qué Trámites Hay Que Realizar Tras El Fallecimiento De Un Allegado

¿Qué trámites hay que realizar tras el fallecimiento de un allegado? Una situación tan excepcional como ésta necesita de una gestión para la que, normalmente, no se está preparado ni formado.

Cuando fallece una persona debemos hacer frente a asuntos tanto en la esfera personal como en la administrativa. Son múltiples gestiones las que hay que llevar a cabo que no todos conocen y que a continuación vamos a exponer.

Tal y como publicamos en un artículo anterior en el que hacíamos un análisis sobre le sector funerario en los últimos dos años, son cada vez más las personas en España que contratan un seguro de decesos para que, a la hora de realizar los trámites tras un fallecimiento, se encarguen ellos de organizarlo todo y ayudarte con todas las gestiones, por el contrario deberás ser tú quien lo haga. En esta segunda casuística, es importante informarse y adquirir unas nociones básicas. A continuación, hemos recopilado una serie de pasos que explican qué trámites hay que hacer tras el fallecimiento de un allegado.

1. Certificado de defunción

En primer lugar, para poder comenzar con todos los trámites tras la muerte de alguien es tan importante como necesario solicitar el certificado de defunción del fallecido. Es un documento que acredita el deceso de la persona así como el médico personal que lo ha emitido y la persona que ha facilitado los documentos, por ejemplo, el historial sanitario del difunto, su documento de identidad… etc. 

2. Inscripción en el Registro Civil

El certificado deberá presentarse en el Registro Civil para poder inscribirlo dentro de las 24 horas siguientes, siendo hábiles todos los días del año para ello. Es una gestión legalmente obligatoria, urgente e imprescindible puesto que sin ella no podrá continuarse con el resto de los trámites: el traslado del cuerpo, la emisión de la licencia de enterramiento o para cualquier diligencia relacionada con herencias.

3. Traslado, enterramiento y inhumación o incineración

Una vez se haya entregado el certificado de defunción e inscrito en el Registro Civil, podrá procederse al traslado del cuerpo finado al tanatorio o a la funeraria correspondiente donde se llevarán a cabo el resto de actos. Con el acta de fallecimiento, también deberá expedirse la licencia de enterramiento para poder practicarlo dentro de las siguientes 24 a 48 horas. Será el centro funerario el encargado de administrar todos los servicios fúnebres como el traslado, la inhumación o cremación y el entierro. La familia deberá tomar las decisiones formales como elegir si realizar una inhumación o una incineración al ser querido.

Acabadas todas estas ceremonias, quedarán únicamente por cumplir todos los trámites burocráticos legales tras el funeral. 

4. Trámites para la herencia y últimas voluntades, otra de las claves para saber qué trámites hay que hacer tras el fallecimiento de un allegado

Tras los 15 días hábiles siguientes a la fecha de defunción, deberá solicitarse el Certificado de Actos de Últimas Voluntades para poder requerir ante notario el último testamento del fallecido. De no existir testamento, deberán resolver mediante una declaración ab intestato, siempre autorizados por notario. 

5. Impuestos que deben abonarse

Una vez aceptada la herencia, los herederos y legatarios deberán abonar la cantidad correspondiente al Estado a modo de Impuesto de Sucesiones, que deberá cumplirse en un plazo de 6 meses. 


Saber qué trámites hay que realizar tras el fallecimiento de un ser querido es complicado y confuso, además de tener que lidiar también con el duelo personal y emocional que supone. Por eso, en muchas ocasiones, lo mejor es dejar todo en manos expertas: cuanto más se facilite la gestión mejor será el servicio.

Desde Funeraria Irún queremos implicarnos y ofrecer toda la ayuda que necesiten nuestros clientes, simplificando los procesos y prestando todos los servicios que las familias necesitan en cada momento.


sector funerario en España 202-2021

Análisis del Sector Funerario en 2020-2021

Análisis del sector funerario en España 2020-2021: ¿Cómo ha sido la evolución del sector nacional?

En España se produjeron casi 500 mil muertes en el año 2020, un 17, 9% más que en el año anterior según datos del Instituto Nacional de Estadística. La principal causa de defunción fueron las enfermedades del sistema circulatorio suponiendo un 24,3% del total, seguidas de los padecimientos cancerígenos alcanzando casi el 23% y, finalmente, el COVID-19 con un total de 60. 358 muertes en todo el año.

La pandemia ha sido la gran propulsora, por desgracia, del crecimiento del sector funerario en España en los últimos dos años.

sector funerario en España 202-2021

Fuente: Instituto Nacional de Estadística, 2020. 

Análisis del sector funerario en España 2020-2021: ¿Cómo ha sido la evolución del sector nacional?

En España se produjeron casi 500 mil muertes en el año 2020, un 17, 9% más que en el año anterior según datos del Instituto Nacional de Estadística. La principal causa de defunción fueron las enfermedades del sistema circulatorio suponiendo un 24,3% del total, seguidas de los padecimientos cancerígenos alcanzando casi el 23% y, finalmente, el COVID-19 con un total de 60. 358 muertes en todo el año.

La pandemia ha sido la gran propulsora, por desgracia, del crecimiento del sector funerario en España en los últimos dos años.

sector funerario en España 202-2021

Sector Funerario en España 2020-2021 y el ámbito económico

Actualmente, son 1.100 las empresas que forman parte del sector funerario en España, teniendo en cuenta tanto las públicas como las privadasPANASEF, la Asociación Nacional de Servicios Funerarios determina que la facturación total fue de 1700 millones de euros en 2020 superando en un 8,6%  lo recabado en el periodo anterior, cifras que constituyen casi un 0,13% del PIB nacional. 

Si tenemos en cuenta los fallecidos por día, rondaría la cifra entre un total de 1.352 en el último año, y que el sector funerario en España en el último año empleó a 11.964 trabajadores según un informe del INE, se dispondría de casi nueve trabajadores para un único fallecimiento.

Tanatorios y cremación: ¿Cuáles son las cifras oficiales?

Panasef publicó un informe en 2020 en el que revelaba que existen 2.525 tanatorios en territorio nacional que cuentan con casi 7 mil espacios de velatorio frente a los 1.352 difuntos diarios: existen más salas que personas a pesar de que cada año las cifras aumentan en este sector/área. La cremación (véase nuestro artículo sobre esta) supone el 45% del servicio funerario en España, país líder en estas prácticas. Cuenta con 487 hornos para poder realizarla en comparación con la demanda existente que se reduce a una utilización del 27,3% , tan solo se requieren 510 cremaciones al día mientras que la capacidad total sería de 1.856. 

En Funeraria Irún, de hecho, también contamos con éste servicio. Además, también explicamos en este artículo cuáles son las diferencias entre inhumación y cremación.

Servicios complementarios

Son cada vez más las personas que contratan un seguro de decesos, dirigido a prestar los servicios funerarios cuando el asegurado fenece tanto económicos como de tramitación. En 2020, casi la mitad de la población contrató un seguro según Unespa, servicio que queda vinculado en la mayoría de los casos a las empresas funerarias. 

Estimaciones

El Instituto Nacional de Estadística ha declarado que el número de defunciones continuará creciendo en los próximos años, a la vez que el sector funerario en España. Se calcula que para 2030 se producirán alrededor de 480 mil defunciones, siendo progresivo su incremento en adelante. 

Por ello, es importante contar con unos servicios funerarios especializados y profesionales que presten asistencia en las diferentes áreas. Desde Funeraria Irún ofrecemos servicios privados, de asesoramiento, de conservación del fallecido así como floristería o de traslado, para que el apoyo sea integral en los momentos más delicados. 

sector funerario en España 202-2021

Fuente: Instituto Nacional de Estadística, 2020. 


Funeral Civil

Funeral Civil: Qué Es y Su Tendencia en Auge

¿Qué es un funeral civil?

El funeral civil (o funeral laico) es una celebración centrada en la vida del difunto y cuyo objetivo es cumplir con las voluntades de la persona o de sus familiares.

En este tipo de despedidas no hay una figura religiosa que guie la ceremonia según el rito religioso concreto, si no que un responsable y/o maestro de ceremonias es quien se encarga de dirigir la celebración. En muchas ocasiones, son los propios familiares y amigos los propios encargados de conducir el evento para poder realizar una despedida más personalizada.

Funeral Civil: ¿Cuál es el motivo de su tendencia en auge?

El contexto actual en lo que a creencias personales se refiere ha dado pie a nuevas formas de querer despedirse de un ser querido, como comentamos en nuestro artículo sobre la tendencia de la incineración astral. 

Desde hace años, el funeral civil es una opción cada vez más demandada debido a la personalización de la conmemoración del ser querido. Esto se debe a que los familiares y amigos prefieren ser los propios responsables de la despedida.

Ahora, en Funeraria Irún — Tanatorio Araso, es posible realizar este tipo de ceremonias.

¿Cuáles son los pasos a seguir en la organización de un Funeral Civil?

1. Conoce los últimos deseos

Antes de nada, es importante saber si la persona fallecida ha dejado un documento de "Últimos Deseos" que permita saber las preferencias del difunto para adaptar su despedida lo máximo posible a sus últimas voluntades.

2. Asesórate por profesionales

No debemos olvidar que es un momento difícil y que existen muchas cuestiones que deben organizarse: flores, música, temática, el maestro de ceremonias... Lo mejor es centrarse en cómo se quiere hacer la despedida y dejar estos aspectos a profesionales.

La importancia del asesoramiento profesional: ¿Cómo se organiza una despedida laica?

Planear una conmemoración especial para un ser querido es más fácil con la ayuda de profesionales del sector: conocemos el espacio, las dinámicas, los tiempos y las necesidades que puedan surgir.

Comience con los recuerdos e historias compartidas con el fallecido teniendo en cuenta sus aficiones y pasiones. Personalizar la despedida puede significar añadir pequeños detalles al espacio, pensar en una temática concreta o preparar un vídeo de conmemoración

Sea como sea, los profesionales de Funeraria Irún están aquí para ayudarle en la planificación y para diseñar un servicio totalmente personalizado. Sabemos lo importante que es un día como éste y queremos que todo sea perfecto.

Preguntas Frecuentes

Disponemos de salas de despedida multifuncional, adaptable a cualquier tipo de celebración.

Por lo general, es un familiar o un amigo cercano quien suele tomar el rol de maestro de ceremonias.

Sin embargo, puede ser que no haya algún familiar o amigo que sepa bien como organizarlo todo, o que simplemente ninguno se sienta con fuerzas de llevarlo a cabo. En estos casos, la mejor opción es dejar que un profesional externo se encargue de la dirección del evento.

Lo habitual oscila entre los 15 y los 20 minutos. Depende también de cuántas personas quieran realizar un discurso, de la música o de las características concretas de la conmemoración.

Pese a ser un aspecto totalmente personal, por lo general no se cuentan aspectos demasiado personales o íntimos; mas bien se utiliza para contar anécdotas compartidas y dedicar unas últimas palabras de cariño.

Si necesitas más información o tienes dudas, puedes ponerte en contacto con nosotros a través de nuestro teléfono 24h: 943 618 530 o enviándonos un email desde nuestra página de contacto o al email info@funerariairun.es


¿Cómo Sobrellevar la Muerte de un Ser Querido?

¿Cómo Sobrellevar la Muerte de un Ser Querido?

Saber cómo sobrellevar la muerte de un ser querido es una de las cuestiones más difíciles para afrontar. Además de la evidente parte emocional e individual del asunto, también existe, o así lo creemos desde Funeraria Irún, una responsabilidad profesional para poder abordar y apoyar en este camino a la persona afectada.

Por supuesto, sabemos que cada persona cuenta con una historia, contexto y carácter único y personal, por lo que establecer unos patrones genéricos puede no poder adaptarse a todo el mundo. Sin embargo, y bajo esta premisa, sí que existen pautas y consejos que son útiles prácticamente en todos los casos. Además, en Funeraria Irún contamos con equipo experto de psicólogos formados y preparados para situaciones tan delicadas como esta. Por otro lado, cada persona requiere de un tiempo indefinido, acorde a sus necesidades, para saber cuándo comenzar a afrontar su nueva realidad, y es una decisión que debe ser totalmente personal y consensuada.

7 recomendaciones para saber cómo sobrellevar la muerte de un ser querido

En muchas de las ocasiones en las que se pierde a un ser querido, encontrar un nuevo sentido en la vida y fijar nuevas metas es una de las claves para reforzar la estabilidad emocional. Para ello, junto con nuestro equipo de psicólogos, hemos recopilado 7 consejos para lidiar con la pérdida:

1. Liberar emociones

No contenerse el llanto o escuchar canciones que te recuerden a la persona que has perdido son actitudes típicas en estas situaciones que pueden ser de gran ayuda. Todo el tipo de emociones que estemos sintiendo ser reproducidas sin miedo al pensamiento o juicio de otras personas, y/o sin miedo a quedar en ridículo. Liberar esas emociones es fundamental para expresarse y aceptar esos sentimientos. Sentir tristeza, frustración e incluso agotamiento es algo totalmente natural. Aceptarlo es el primer paso para poder superar el fallecimiento de un ser querido.

2. Escuchar

Alguien que ha pasado por una situación traumática necesita tener a gente de confianza cerca que sepa y esté dispuesta a escucharles. En ocasiones, las personas de confianza de alguien que ha perdido a un ser querido sienten o piensan que tienen que consolarla. A veces sí, pero lo más importante en ese tipo de situaciones es dejar a la persona que se abra y comente lo que necesite en voz alta y escucharle con interés. Grupos de apoyo o profesionales que se dediquen a este tipo de situaciones puede ser muy beneficioso para todos y es un servicio que suele ir incluido en seguros de decesos.

3. Rememorar recuerdos de tu ser querido

Volver a lugares llenos de recuerdos, enmarcar fotos o hacer cosas que te recuerden a esa persona es algo normal y super beneficioso. Algo que suele ayudar es crear una carpeta o una caja que rellenar de objetos o con cartas hacia esa persona que ya no está. Rememorar recuerdos es algo que se puede hacer con amigos o en familia. Hacerlo en grupo hará que la persona dolida pueda escuchar a otros que están pasando por algo similar y tratar de ayudarlos puede ser saludable.

4. Hablar del tema

Redactar un diario donde desarrolles de forma diaria la evolución de tus sentimientos, escribir historias o poemas... Sea la forma que sea expresa tu sentimiento hacia la pérdida, ya sea en un lugar con amigos o en tu propia habitación. Negar lo ocurrido o no hablar sobre ello es lo peor que se puede hacer. Es normal que en ocasiones no queramos hablar sobre este tema, cuando ocurra esto no hay que forzar la conversación.

5. Tiempo

Independientemente de las circunstancias de la muerte de la otra persona, es algo difícil de asumir que necesite tiempo para curarse. Es clave no acelerar el proceso y tratar de superarlo antes de lo que se necesita. En un gran porcentaje de casos, los primeros días se le da mucha importancia al tema para después hacer como que no ha ocurrido. Esto es exactamente lo que no se debe hacer. Hay que darle tiempo a la persona para que cierre la herida, pueda recomponerse al 100% y sobrellevar la muerte de un ser querido.

6. Definir nuevos objetivos

Una de las mejores formas de superar algo que derrumba tu visión sobre la vida es redefinirla. Buscar nuevos pasatiempos o metas profesionales que te entretengan o te hagan pensar en otras cosas es muy beneficioso. Salir de este tipo de situaciones con nuevas metas que aplicar en tu vida diaria es esencial.

7. Dejarse ayudar por profesionales

Muchas personas no están preparadas para éstas situaciones, por ello, es importante saber que existen profesionales formados para situaciones y contextos concretos, que pueden aportar herramientas y perspectiva. Por lo que escuchar a profesionales y seguir sus recomendaciones es lo más importante que se puede hacer para sobrellevar la muerte de un ser querido, además de, por supuesto, arroparse de los más cercanos.

Si tienes cualquier duda o podemos ayudarte en algo, contacta con nosotros.


La tendencia funeraria de la incineración: Motivos y claves

En los últimos 15 años, la cifra relativa a la cantidad de cementerios en España ascendió de forma considerable. Sin embargo, esta tendencia al alza ha cambiado desde hace unos pocos años, dejando en evidencia de que el sector funerario ha debido adaptarse a un nuevo contexto y nuevas demandas de los clientes. La incineración es ahora la opción que, a medio y largo plazo, será la favorita de hasta casi el 70% de los españoles. Pero, ¿Qué diferencia hay entre cremación e incineración? ¿Cuáles son los motivos por los que se prefiere esta técnica? ¿Y cuáles son sus ventajas? Hablaremos de todo en ello en este artículo.

Cremación o incineración. ¿Cuáles son las diferencias?

Lo primero, es definir bien los conceptos para que no haya dudas. Aunque a veces son utilizados como sinónimos, los términos incineración y cremación no significan lo mismo.

Incineración se refiere a un sistema por el que un residuo orgánico, mediante la aplicación de altas temperaturas y un tratamiento térmico adecuado, pasa a convertirse en cenizas debido a la combustión. Cuando hablamos de cremación, en cambio, nos referimos al proceso de reducción del cuerpo humano a cenizas.

De forma más técnica, podríamos definir a la cremación como la combustión, vaporización y oxidación del cuerpo humano a sus componentes químicos básicos, tales como gases, cenizas y fragmentos minerales. En comparación con los ritos de enterramiento, la cremación es un proceso más “reciente”, ya que data de hace al menos 20.000 años.

Son, sencillamente, diferentes opciones, como hablamos en nuestro artículo de ¿Inhumación o cremación? Te contamos las claves.

¿Inhumación o cremación? Funeraria Irún Tanatorio y Crematorio Araso

La tendencia funeraria de la incineración: Motivos y Claves Principales

La funcionalidad principal de un cementerio, en términos generales, es el entierro y el cuidado de cadáveres, al menos hasta ahora. Esta actividad se está viendo desplazada por otra técnica: La tendencia funeraria al alza de la incineración es la razón por la que la cifra de cementerios en España haya descendido o que, en su defecto, se haya estancado en términos de creación de nuevos espacios.

La cifra de cementerios actual en España, según fuentes especializadas en el sector, es de 17.682.

Al mismo tiempo, el número de hornos crematorios ha seguido aumentando en los últimos años. De esta forma, España sigue siendo el país europeo con mayor número de estos hornos, una tendencia que, además, se ha visto en aumento debido a la pandemia.

La incineración de los cadáveres era una técnica muy poco común en la sociedad española hasta mediados de los 2000. Su precio más reducido, la aceptación social de esta técnica y ventajas como la rapidez con la que se desarrolla hace que la popularización de la incineración sea fácilmente visible en los datos de los últimos años.

En 2016, el 36.9% de los fallecidos fueron incinerados, mientras que en 2018 fueron un 41% y en 2020 un 45,5%.

Estos porcentajes representan una tendencia que hace pensar que en pocos años esta técnica será más utilizada que el entierro.

¿Comparte el resto del mundo esta tendencia?

En otros muchos países de puede apreciar esta tendencia. En Europa muchos países utilizan la incineración desde hace años, por ejemplo en Portugal es la técnica más utilizada por encima de la inhumación. Suiza es el país europeo donde más popular es la incineración con un porcentaje de uso de un 85,7%. Mientras que un país vecino como lo es Francia todavía no se ha sumado a esta tendencia con únicamente 30,6% de uso. La poca aceptación cultural de esta técnica en comparación con la inhumación es la razón principal. El dato más curioso a nivel mundial es Japón, en donde el 99% de los fallecidos son incinerados.

Funeraria Irún Tanatorio y Crematorio Araso

Colaboración Hirukide

Hirukide, de la mano de Funeraria Irún

Funeraria Irún e Hirukide hemos unido fuerzas para mejorar las condiciones de nuestros servicios para las familias numerosas. Para nosotros, la calidad del servicio y el trato con el cliente es lo primero; es por eso que continuamos buscando formas de facilitar a nuestros futuros clientes unas condiciones aún más que accesibles, y gracias a Hirukide, esto va a ser posible.

¿Conoces Hirukide?

Para poner en contexto, Hirukide es la Asociación de Familias Numerosas de Euskadi. Lleva desarrollando su actividad desde el año 1999 y su labor principal es defender los derechos de las personas que forman parte de familias numerosas vascas. Su actividad incluye la actividad social y política, además de las actividades empresariales y mediáticas. Tras 23 años operativos, más de 8000 familias forman parte de esta asociación con más de de 45000 socios activos. Esta es una asociación reconocida por las instituciones ya que la labor que desarrolla es fundamental para una parte importante de la población vasca. Desde Hirukide defienden que "la unión hace la fuerza" y que "de forma conjunta lograr sus objetivos es más probable". Como se puede comprobar, los valores y la visión de ambos organismos coinciden, y es por ello que la colaboración es ya un hecho.

¿De qué trata la colaboración? "Juntos somos más fuertes"

Tanto Hirukide como Funeraria Irún tienen como una de las prioridades principales a las familias vascas y sus necesidades. Esta es la razón principal por la que un acuerdo para convertirnos en el primer tanatorio-crematorio preferente para el acuerdo y beneficiar así a la ciudadanía de Guipúzcoa y al redores. Este acuerdo dará acceso a los asociados a unos descuentos que harán más fácil a las familias poder acceder a los servicios funerarios ofrecidos. Los descuentos estarán adaptados a cada familia y al número de individuos de ésta, así el trato y el servicio será especial y único para cada caso.

Puedes visitar la web de Hirukide para encontrar más información sobre la asociación y su labor.

Colaboración Hirukide


¿Inhumación o cremación?

¿Inhumación o cremación? Te contamos las claves

¿Inhumación o cremación? ¿Cuáles son las diferencias? ¿Qué se debe elegir?

Existen ciertas ocasiones en las que es necesario tomar decisiones difíciles para las que no estamos preparados. En el caso del fallecimiento de un ser querido, se nos plantean situaciones que hasta entonces nos eran indiferentes y desconocidas. Este suele ser el caso cuando toca decidir qué hacer con los restos de la persona fallecida y comenzamos a plantearnos factores importantes.

¿Cuáles son las diferencias?

Estas dos opciones proporcionan dos soluciones muy diferentes. La explicación más sencilla es que con la inhumación el cadáver queda enterrado; a diferencia de la cremación, en la que se incinera el cuerpo y sus cenizas quedan guardadas en una urna.

La inhumación permite al cuerpo descomponerse con el tiempo de forma natural, un proceso que puede llegar a producirse desde los 15 hasta los 50 años, dependiendo del cuerpo y la situación en la que éste se encuentre. Mediante éste método, los restos quedan en el ataúd, donde permanecerán enterrados para la posteridad.

¿Inhumación o cremación? Funeraria Irún Tanatorio y Crematorio Araso

En cambio, la incineración o cremación es un proceso más rápido en el que en pocas horas el cuerpo se reduce a cenizas que quedan recogidas en el mismo día en una urna. Una de las grandes diferencias es la situación en cuanto a movilidad y movimiento de los restos. La cremación finaliza con las cenizas en una urna, la cual se puede trasladar a cualquier lugar y te da la opción de darle un segundo adiós, esparciendo las cenizas, por poner un ejemplo habitual. En cambio mediante la inhumación los restos quedan en el ataúd, donde permanecerán enterrados para la posteridad.

Existe también una diferencia importante en relación al coste. Como es comprensible, debido a la manipulación, materiales, el tiempo dedicado y otros factores, la cremación es más económica. Además, es más higiénico a nivel de salud pública y no existen preocupaciones ni costes de mantenimiento. La inhumación o enterramiento en una opción más cara considerando el entierro y, sobre todo, la cesión del nicho. Es la opción aceptada en la mayoría de religiones y, como ya hemos mencionado, permite al cuerpo descomponerse de forma natural.

Entonces… ¿Inhumación o cremación? ¿Cuál es la mejor opción?

Esta es una decisión que recae al 100% en la familia, sus creencias y su opinión. En muchos casos, el fallecido transmite su deseo a la familia y ésta lo respeta. Es una decisión complicada y es mejor ser asesorado por profesionales para tener en cuenta todas las opciones posibles. En caso de dudas, lo mejor es hablarlo con los especialistas que os acompañarán en este proceso. Desde Funeraria Irún, nuestros profesionales os ayudarán en todo momento y darán respuestas a las preguntas que aparezcan durante el proceso.